Las vidas del gato Oskar

El dicho que reza que un gato tiene 7 vidas quedó patente en el caso de Oskar, un felino que desafió a la muerte durante la contienda y cuyas aventuras darían para realizar una película.

El 27 de mayo de 1941 se hundía el acorazado alemán Bismarck después de aguantar ser alcanzado primero por un torpedo que inutilizó su timón, y posteriormente por el fuego de los destructores HMS Rodney y el HMS King George V y de los cruceros HMS Nordfolk, HMS Dorsetshire y HMS Sheffield. Se empiezan a buscar supervivientes y el destructor Británico HMS Cossack rescata un gato negro que llevaba una placa en el cuello con el nombre Oskar.

El 23 de octubre de 1941, el HMS Cossack es hundido por el U-Boot alemán U-563 . Oskar, junto a algunos tripulantes del destructor, logran subir a los botes salvavidas y son rescatados por el portaaviones HMS Ark Royal.

El 14 de noviembre de 1941, el U-Boot alemán U-81 lanza un torpedo al portaaviones HMS Ark Royal y lo hunde, aunque Oskar también sobrevive al ataque.

Aquí terminaron los periplos marinos para Oskar, el cual fue «destinado» a la Casa de los Marinos Jubilados de Belfast, donde murió en 1955 .

El gato Oskar

Fuente de la fotografía: popularsocialscience.com

Fuentes del texto: zmesciencekbismarckpopularsocialscience

Facebooktwittergoogle_plusmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince − ocho =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: