Ases de la aviación (12): Hans-Ulrich Rudel hunde el Marat

Una de las hazañas más conocidas de Rudel es el hundimiento del buque ruso Marat

Hans-Ulrich Rudel fue el piloto más condecorado de la Segunda Guerra Mundial. Participa en  2.530 misiones en las que se atribuye la destrucción de 519 tanques soviéticos, 9 aviones, 150 baterías antiaéreas, 70 lanchas de desembarco y multitud de embarcaciones de transporte, el acorazado Marat  y dos cruceros menores; Sin duda, un palmarés brillante. El día 23 de septiembre de 1941 se le ordena participar junto a su escuadrilla en el ataque al puerto de Krondstadt, donde la marina soviética tenía fondeados diversos buques. Rudel, hizo subir a bordo de su aparato una bomba de 1000 kgs. Al llegar a su objetivo, inició una maniobra de picado a 80º desde tan sólo 3000m. de altitud, lo que casi le hizo estrellarse. Consiguió colocar el artefacto por la chimenea del buque Marat, llegando a estallar en la santabárbara del buque, provocando que el barco se partiera en dos y se hundiera hasta la linea del francobordo.

Ataque al Marat en la bahía de Kronstadt

Fuente de la fotografía: www.freerepublic.com

Fuentes del texto: diariomundosgm

Anécdota anterior Ases de la aviación          Siguiente anécdota Ases de la aviación

Facebooktwittergoogle_plusmail

5 comentarios sobre “Ases de la aviación (12): Hans-Ulrich Rudel hunde el Marat

  • el junio 21, 2016 a las 12:38 pm
    Permalink

    Todo un gran as en la extensión de la palabra y sobresaliente en extremo.

    Respuesta
  • el octubre 30, 2015 a las 1:32 pm
    Permalink

    Tengo un librito de Ediciones Cliper, Colección Bazooka: Cazadores de Tanques, firmado por H. Onson, pero por los datos que da perecería que el original fue escrito por Hans-Ulrich Rudel, y que H. Onson sólo fue el traductor y que lo firmó. Me felicito de que la aviación argentina haya tenido semejante instructor, es indudable que a sus enseñanzas se debió que fuera tan temible en la guerra de las Islas Malvinas.

    Respuesta
    • el octubre 31, 2015 a las 7:08 am
      Permalink

      Fue sin duda alguna uno de los mejores instructores que podía tener la aviación argentina. Un saludo, Ernesto.

      Respuesta
  • el febrero 26, 2013 a las 8:14 pm
    Permalink

    Efectivamente, Rudel fue lo que dice el articulo. Pero debemos agregar, que luego de ser prisionero de los norteamericanos, al recuperar su libertad se radico en Argentina, siendo
    instructor y asesor de la Fuerza Aerea. En la mediterranea provincia de Cordoba, escribio su libro de memorias, titulado «Piloto de Stukas» (2500 vuelos contra el bolchevismo).El titulo original en aleman es «TROTZDEM».Una de sus frases recordadas al ser tomado prisionero,fue:»El soldado aleman no ha sido vencido,sino que la enorme cantidad de material lo ha sofocado».Y lo que no se dice, es que en combate perdio una pierna, y parte de la guerra combatio con una protesis.

    Respuesta
    • el febrero 26, 2013 a las 8:47 pm
      Permalink

      Gracias por tus aportaciones,Julio. Muy buenas aportaciones. Tenemos preparada una entrada con el tema de sus heridas, las cuales provocaron que perdiera una pierna, aunque al cabo de 1 mes, volvió a combatir con una prótesis. Un caso parecido al de Douglas Bader. Gracias por seguirnos. Un saludo.

      Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos + 19 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: